jueves, 27 de noviembre de 2014

¡A cascarla!

     La Arcilla polimérica es un material de una versatilidad sin límites. Una de sus aplicaciones menos conocida es la imitación de materiales, muy usada en decoración, fuera de nuestro país, y en animación (apliques de luz imitando pizarra, elementos de falso acero donde hace falta el aspecto pero se necesita menos peso, figuritas para Stop motion, etc.).

He pensado que sería bueno realizar una pieza que recogiese dos de las líneas principales de creación de El taller de Feli: su especialización en Arcilla polimérica y el reciclaje artístico de objetos de desecho. Así nace ¡A carcarla! A partir de un cascanueces roto, de madera de olivo, he realizado este pequeño ser reivindicativo que da muestra de lo que lo que se puede hacer con este material y un poco de sentido del humor.

En la primera imagen aparece tal y cómo salió del horno tras el modelado. En la segunda he puesto resina en los globos oculares para darles vivacidad y barniz en la lengua para que resulte más verosimil. Por último se muestran detalles de la pieza con el "cuello estirado"

 Dentro de la XXXI Feria de artesanía aragonesa, se convoca un concurso. Voy a presentar esta pieza. Espero que guste.










No hay comentarios:

Publicar un comentario

Haznos llegar tus opiniones, comentarios o sugerencias.